¿Qué es la pobreza?


Hoy día 15 de octubre de 2008 se celebra de nuevo el Blog Action Day. La idea para este día es que todos aquellos que tenemos un blog escribamos un post con el tema de la pobreza. Con respecto a este tema, estoy de acuerdo con la siguiente afirmación vista hoy en el blog Ethica more cybernetica:

“La pobreza es un fenómeno social y un problema demasiado importante para resumirlo en un artículo de blog y ocuparnos de ella sólo un día. Además, no es un problema abstracto como parece sugerir su denominación ‘pobreza’, como concepto. Más que atender a la pobreza lo que hay que hacer es eliminarla, lo que implica atender a personas, a colectivos de personas que no tienen apenas nada para sobrevivir porque una minoría de la población mundial se queda con todo, le sobra de todo y vive satisfecha, saciada y harta. Y lava su conciencia plana y grís dedicando un pensamiento compasivo a los infelices a los que saquea.”

Aún así, voy a tratar el tema. Evidentemente quedarán fuera muchas cuestiones, no se abarcará todo, pero creo que no está mal llamar la atención sobre algunas de las realidades que soportan quienes se encuentran en la pobreza, y tampoco está de más resaltar las proezas de algunas personas que realmente están teniendo ideas y las aplican con la intención de que esta diferencia de mundos no sea tan drástica. Creo que hay que distinguir entre quienes realmente luchan contra la pobreza, y la mayoría, quienes de vez en cuando donamos algo de dinero para que envíen comida enlatada a un país en el que no tienen que comer y consideramos que hemos hecho una gran labor.

Entiéndanme bien, no quiero desmerecer la caridad de nadie, evidentemente comer es una necesidad y es la ayuda más inmediata para el hambriento, pero no es más que eso, no soluciona el problema, simplemente le quita el hambre un día o dos, pero no le da la tierra y los instrumentos para proveerse de alimentos, a él o ella y a su familia durante todo el año.

Sigue leyendo

Y así surgió la crisis


http://www.dailymotion.com/swf/k3b4v5oBJeLfQhHSpY

Dos humoristas británicos nos cuentan como surgió la crisis económica de la que actualmente tanto se publica. Lo peor de todo es que a pesar del tono humorístico con el que relatan lo acontecido, no mienten en ningún momento, pues es lo que ha ocurrido, y es por esa tomadura de pelo por la que ahora estamos como estamos.

Vía | Guerra Eterna

Ironías económicas


La economía estos días está tan repleta de ironía. Cuando uno lee que un fondo de inversión público de China negocia la compra del banco de inversión Morgan Stanley, primero piensa que es una broma. Pero al parecer no lo es. Claro que esto sería más irónico y más gracioso si China fuese realmente un país comunista y no una dictadura de lo más represiva, que poco tiene que ver con lo que yo entiendo por comunismo.

Lo que está claro es que el FMI y los discursos de la economía libre de mercado de los dirigentes norteamericanos son un chiste. Eso de promover ciertas políticas para unos, pero luego callarse como cobardes cuando otros no siguen estas mismas directrices es bastante lamentable.

Creo que ante los acontecimientos recientes y los de los últimos años queda bastante claro que necesitamos algo diferente, otro sistema, no un capitalismo que más que proporcionar bienestar nos arrastra a todos a la miseria tanto del bienestar individual como de las personas como tales.

Asco y repulsión


Ante lo acontecido ayer creo que lo más importante con lo que me quedo, es con la razón de fondo de que estas cosas ocurran. Ya lo han expresado perfectamente, y por lo tanto voy a citar ya que no se me ocurre una mejor forma de decirlo:

La expresión procede de una señora indignada por la catástrofe de ayer en Barajas, porque ese avión nunca debió despegar. Pero la presión implacable de la mejora de resultados económicos de las compañías aéreas ha hecho que otros parámetros más importantes que la rentabilidad pasen a un segundo o tercer puesto en las prioridades. Los pilotos lo llevan denunciando desde hace mucho tiempo y en los mundillos de la aviación civil es tema de conversación frecuente. La compañía propietaria del cacharro que explotó es apodada Spanoir. Los voraces accionistas quieren beneficios a toda costa, cuantos más mejor, y eso obliga a exprimir al máximo a todos: máquinas y personas funcionando al máximo rendimiento con los mínimos costes.

Los ingenieros y técnicos que dieron el OK para el despegue tendrán algo que decir y se les exigirá que lo digan. Pero el diseño de la maquinaria empresarial no es cosa de ellos.

Suena muy antiguo decir “capitalistas de mierda”. Peor aún decir “sistema de mierda”. Hoy toca llorar por las víctimas, tanto los turistas que venían a disfrutar y descansar, como a los que volvían a sus casas o a ver a sus familiares en Gran Canaria. Sentido pésame a todas esas familias destrozadas por el dolor y la rabia. Mañana y los días que siguen habrá tiempo para preguntar por qué despegó ese avión, por qué se autorizó el despegue a esa carraca de mierda.

Pero también habría que resaltar la falta de tacto y la manera morbosa de explotar un suceso tan trágico como el de este avión que ha costado la vida a más de un centenar de personas. Siento asco y repulsión ante la combinación de capitalismo y morbo que a su vez se relaciona con el primero, ya que el morbo se emplea para generar audiencia, porque más audiencia se traduce también en mayores ingresos. Al final todo gira entorno a una misma cuestión, capitalismo, un sistema que sigue cobrándose vidas sin piedad alguna, y que convierte en espectáculo y entretenimiento cualquier suceso, no importando la gravedad del mismo. Todo por el dinero, siempre el maldito dinero.

La obsolescencia del copyright


Creo que esta es una forma muy buena de dejar en evidencia la obsolescencia del copyright en la actualidad.

El copyright ha perdido su razón de ser: la de promover el aprendizaje y la creación de nuevos trabajos. En lugar de eso, sus principales funciones hoy son preservar modelos de negocio fallidos, suprimir nuevos modelos y tecnologías, y obtener, siempre que sea posible, beneficios desproporcionados e injustificados de actividades que no solo no causan daño alguno, sino que son incluso beneficiosas para los propietarios del copyright. Como en Humpty Dumpty, las leyes de copyright ya no tienen arreglo posible.

William Patry, Senior Copyright Counsel en Google, al cerrar su blog.

Me parece que no hace falta añadir nada más ya que con unas pocas palabras queda todo muy bien explicado.

Vía | Enrique Dans

Al final las descargas no hacen tanto daño


Casi a diario nos bombardean con lo inconscientes y malvados que somos por descargarnos música y películas de internet. Nos llaman sin razón, porque las descargas son legales, piratas, delincuentes y nos criminalizan constantemente. Lo curioso es que discográficas y productoras cinematográficas, después de tanto lloriquear por las esquinas y llamarnos del todo, al final, las descargas, no solo no les perjudican tanto, sino que además en muchos casos les benefician. Si es que son unos cabrones, está claro.

El poder contra el pueblo


Está visto que siempre que algo beneficie al pueblo, a la gente, a los ciudadanos de a pie, al capital, al poder, le jode. Que podamos divertirnos sin pagar por ello jode tremendamente. ¿Por qué en Canarias no te dejan acampar prácticamente en ningún sitio? Ya se que es por la pretendida falta de civismo de las personas, pero eso tiene fácil solución. La realidad es que habiendo apartamentos y hoteles, ¿qué coño es eso de irse de acampada? ¿Qué se han creído malditos crápulas? ¿Quieren diversión, quieren ocio? Pues paguen como es debido. Así es nuestro mundo. Vivos en el mundo al revés, donde los países poderosos pasan del hambre, y deciden criminalizar aún más al inmigrante. Vivimos en un mundo donde habiendo preocupaciones infinitamente mayores, el G-8 en su reunión tratará el tema del P2P y podría apoyar un nuevo marco legal mundial para perseguir la piratería. Pero no sólo el G-8 también el Parlamento Europeo prepara una amplia reforma de la legislación de telecomunicaciones que, según buscan algunas enmiendas de última hora, convertiría a los proveedores de acceso a Internet (ISP) en vigilantes de lo que viaja por sus redes.

Mientras los ciudadanos se adaptan y comprenden que los tiempos cambien y la sociedad avanza, los políticos que tienen la mano metida en el bolsillo de las discográficas y productoras de cine y televisión, se decantan por el pasado, como bien expone RinzeWind en su blog: “Los conductores de carruajes están presionando en el Parlamento Europeo para intentar que se apruebe legislación que sólo permita coches con las ruedas cuadradas.

Ahora unas palabras del Teleoperador, quien claramente expone mis sentimientos referente a este tema, en el post citado a continuación:

Me he enterado esta mañana y es urgente. Es muy, muy urgente. Recomiendo la lectura inmediata de este post de Carolina López, asistente del eurodiputado de Los Verdes David Hammerstein, que cuenta breve y claramente la indecencia que varios hijos de puta pretenden aprobar en Europa para cargarse el P2P.

Resumiendo: gestoras de derechos de autor y grandes distribuidoras de cine y música pretenden aprobar una ley que nos obliga a todos a tener instalado un programa espía que controla qué estamos descargando de Internet. En caso de ser material protegido por derechos de autor, el programa nos envía avisos de que lo que estamos haciendo es ilegal, informa a nuestro proveedor de ADSL y éste nos reduce la velocidad de conexión. Y en último extremo, nos dan de baja el servicio, como ya se está haciendo en Francia y Gran Bretaña. Para requetecolmo y recochineo sumum, dicho programa estará financiado con presupuestos públicos, o sea, que lo pagaríamos nosotros: somos las putas, ponemos la cama y nos aplicamos el dildo solitos mientras se la chupamos.

Da igual que descargarse contenidos protegidos sin ánimo de lucro sea perfectamente legal en España. Da igual que esa ley suponga el final (más o menos) del P2P, de la privacidad en Internet y un frenazo de cojones a la implantación del ADSL, pues ya me dirás para qué coño lo queremos si no podemos bajar Weeds o The Wire en versión original y me tengo que esperar un año mínimo a que los patazas de Cuatro lo emitan con ese infame doblaje y la imagen cortada. Lo que es yo, me daría de baja inmediatamente, me ahorraría los 40 € mensuales y me limitaría a llamadas de módem para ver el correo y a conectarme gratis en bares para subir fotos, vídeos y actualizar el blog.

Y sobre todo, les da igual hacer el gilipollas prohibiendo una tecnología que deja obsoleto el negocio de las distribuidoras, que es como prohibir la imprenta porque perjudica a los amanuenses. ¡Reconviértanse, cojones, como hicieron los astilleros, los mineros y la siderurgia! ¡O extínganse, mejor!

Aún se puede intentar hacer algo, o hacerlo, o pretender que se hace.

CCOO pide que no suban los sueldos a los trabajadores


Cuando vivimos en un mundo en el que el secretario general de un sindicato, en este caso José María Fidalgo de CCOO, confirma que el compromiso del mismo sigue vigente, y que no es otro que la “moderación salarial“, es que algo va muy mal.

Si a esto sumanos que Fidalgo no se ruboriza al afirmar que “se alegra” de coincidir con Zapatero en pensar “en los de abajo antes que en los de arriba“, es que las cosas van doblemente mal.

Para rematar, del párrafo anterior podemos extraer que Zapatero también defiende esa “fantástica” propuesta de la “moderación salarial“, y eso que pertenece a un partido que aún no ha eliminado el calificativo, que claramente no merece desde hace tiempo, de socialista.

Está claro que la izquierda está pasando por un periodo nefasto. Creo que a nivel general incluso ya no podemos hablar siquiera de izquierda, existe una minoría de personas que aún defienden las ideas de la izquierda, pero el resto es un conglomerado de descafeinados a merced del capital y de los oscuros intereses economicistas que ningún bien hacen al “simple” trabajador, que sobre sus hombros sostiene todo este sistema que se aprovecha de él y le explota, y no para hasta exprimirle la última gota.

Reflexiones acerca del polémico Proceso de Bolonia


El ya famoso y polémico Proceso de Bolonia está generando muchas disputas, enfrentamientos y rechazos desde diversos sectores. Para empezar, y a modo de resumen de algunas de las consecuencias que traerá consigo, tenemos las siguientes trece razones por las que oponerse al mismo, que han planteado en otro blog y que en algún punto he matizado basándome en la información hallada en la Wikipedia acerca del Proceso de Bolonia:

  1. Porque el precio de los posgrados asciende a un precio cercano a los 3000 euros.
  2. Porque se plantea su financiación por medio de préstamos bancarios y no de becas.
  3. Porque será obligatorio cursar posgrados para ejercer determinadas profesiones (abogacía, medicina, ingenierías, etc.).
  4. Porque el crédito ECTS prevé una semana de entre 25 y 30 horas para el estudiante, imposibilitando trabajar a la vez que estudias para pagarte la carrera.
  5. Porque desaparecerán 67 carreras, la mayoría de la rama de Humanidades.
  6. Porque se establece la obligatoriedad de prácticas no remuneradas (y pagadas a precio de crédito) en puestos poco cualificados de empresas privadas.
  7. Porque los estudios de grado ofrecen una formación muy básica, poco cualificada y que desemboca en un puesto precario de empleo (se supone que comprimen lo que antes se daba en cinco años en tres más uno de prácticas).
  8. Porque el dinero del Programa Sócrates, que debería ser para becas Erasmus se está dedicando al proyecto Tunning de habilitación europea del profesorado.
  9. Porque, pese a hablarse de un sistema universitario único europeo, es cada estado el que decide las carreras que existen y los catálogos son, obviamente, distintos.
  10. Porque las empresas privadas crean posgrados propios (e incluso cátedras) de rango oficial en los que deciden el contenido de la docencia y se apropian de la investigación.
  11. Porque el sector privado define el conjunto de las actividades económicas de la universidad, mediante el Plan Anual de Actuaciones que aprueba el Consejo Social de cada Centro (compuesto por miembros del sector privado), con la obligación de buscar financiación privada para los centros universitarios.
  12. Porque se pasa de aspirar a la transmisión de los conocimientos (un fin en sí mismo) al objetivo de trasladar pericias y habilidades.
  13. Porque la sociedad necesita una universidad pública a la que pueda acceder todo el mundo independientemente de su estatus económico, puesta al servicio de la sociedad y no del mercado, que forme ciudadanos y que funcione de forma democrática y transparente.

Hasta hace unas semanas, conocía algunos de los detalles que se pretende con el Proceso de Bolonia, pero desconocía otros muchos. Las manifestaciones recientes, me han llevado a interesarme más por el tema, ya que actualmente ya no lo vivo tan de cerca por haber finalizado mis estudios. Ciertamente considero que este proceso es perjudicial, ahora que conozco un poco más sus premisas. Quisiera, sin embargo, compartir algunas de las reflexiones que me ha suscitado este tema.

Mi reflexión se centra principalmente en el Proceso de Bolonia dentro del marco de nuestro sistema económico, dentro del ámbito educacional y en comparación con la situación actual de la educación superior.

Sigue leyendo