Quizá fue así como ganó Bush las elecciones


La cuestión del voto electrónico en Estados Unidos lleva tiempo siendo objeto de críticas diversas. Ahora aquellos que criticaban este método, tienen una prueba clara y contundente de que sus críticas no eran algo disparatado.

La antigua Diebold (ahora reconvertida a Premier Election Solutions) acaba de reconocer un error crítico de programación en su sistema de voto electrónico, utilizado actualmente en 34 estados de EE.UU.

El error provoca la desaparición de votos antes de que sean contados y ocurre en el proceso de transferencia desde las tarjetas de memoria a la central de recuentos. Al parecer, en cuestión de milisegundos, votos aún no contabilizados resultan definitivamente descartados cuando llegan otros nuevos a la central.

El gravísimo error fue detectado tras las primarias de Ohio el pasado marzo pero, tras tratar de echar la culpa a bugs del software antivirus utilizado y a imprecisos errores humanos, la empresa se ha visto obligada a reconocer que el fallo lleva 10 años presente en su software y afecta tanto a las pantallas táctiles como a los escáneres, siendo sus consecuencias más graves cuanto mayor es el número de votos involucrados en la elección…

Esto supone que durante 10 años, posiblemente muchas personas han perdido su voto por un error informático. Me interesaría conocer el dato exacto, si es posible, de la cantidad de votos que no fueron contabilizados por este fallo.

No hace falta pensar mucho para darse cuenta de que si este error ha estado presente en las elecciones norteamericanas durante los últimos 10 años, esto supone que dicho error es contemporáneo a George W. Bush. Si tenemos en cuenta que ya en las primeras elecciones sucedieron cosas un tanto extrañas en el estado de Florida, del que es gobernador Jeb Bush, hermano del actual presidente, sumadas a las muchas voces que hablaron de manipulación, y a las que seguramente se habrá tomado por conspiranoicos, trasnochados e ignorantes; al leer esta información podemos como mínimo pensar que quizá no iban tan mal encaminados.

Quizá esto suponga que Bush llegó a ser presidente de los Estados Unidos por un error informático, y encima en dos ocasiones. Quizá no, quizá aún sin dicho error habría ganado, pero la duda queda ahí. Me interesaría verdaderamente conocer más acerca de este hecho, sobre todo, si es que es posible, averiguar lo que hubiera supuesto no perder todos esos votos por el uso de este sistema de votos electrónicos. Quizá muchos de los acontecimientos trágicos de años recientes no hubieran ocurrido, desgraciadamente aunque pudiera ser así, ahora ya no se puede volver atrás.

Vía | menéame

America: sweet land of liberty


http://www.dailymotion.com/swf/kS6ucIC7nFOoDi4etf&related=1

El país de los libres, así lo llaman muchas veces los norteamericanos, orgullosos de su país. Sin embargo 2,3 millones de norteamericanos están en la cárcel, uno de cada 100 adultos, todo un récord mundial. China con una mayor población «sólo» llega a los 1,5 millones de encarcelados. La cuota de reclusos disminuyó, en los años 1990, las estadísticas de paro de los Estados Unidos en más de dos puntos porcentuales. Desde 1989 la población negra está claramente sobrerepresentanda en las cárceles de todo el país, sobre todo cuando a nivel demográfico tan sólo representan un 13 por ciento de la población total de Estados Unidos. Uno de cada nueve ciudadanos negros en edades comprendidas de los 20 a los 34 años está en prisión. Ya que en Estados Unidos los condenados no tienen derecho al voto, un 13 por ciento de todos los varones negros no pueden votar. Así es el país de los libres.

Si luego tenemos en cuenta la diferencia entre las condenas impuestas, por delitos de la misma gravedad, a ciudadanos blancos y a ciudadanos negros, no es tan descabellado pensar que todo esto es una especie de plan perpetrado desde el más profundo desprecio por un grupo poblacional marcado por su color de piel. No es tan extraño compartir el argumento, de muchos ciudadanos norteamericanos, de que por las entrañas de su país el racismo sigue fluyendo con fuerza.

Free Mumia


Esta breve entrevista-documental puede servir, sobre todo a los que no conocen la historia de Mumia Abu Jamal, para conocer algunas de las realidades más oscuras de un país que se autoproclama el más democrático del mundo, los Estados Unidos de América. Desde aquí proclamo la puesta en libertad de un hombre injustamente encarcelado. Free Mumia.

El resto de vídeos después del salto.

Sigue leyendo

W.


Oliver Stone es un director que me gusta bastante, sobre todo por ser un director incómodo, dada la temática y la crítica contenida en sus películas. Últimamente parecía que estaba flojeando un poco, pero después de ver el trailer de su próxima película, ‘W.‘, parece que Oliver Stone ha recuperado su mala leche y sus ganas de meter el dedo en la llaga.

La película es la biografía no autorizada de George W. Bush, el actual presidente de los Estados Unidos. Supongo que este mismo hecho será suficiente para que la película levante ampollas. Yo personalmente, después de ver el trailer la espero impaciente.

Al final va a resultar que Obama no es tan diferente


Tantos meses hablando de cambio y al final va a resultar que Obama tampoco es tan diferente a los demás políticos norteamericanos. Al menos eso es lo que podemos pensar una vez conozcamos ciertas ideas y afirmaciones del candidato demócrata. Si es que al final va a ser verdad eso de que todos los políticos son iguales.

Así vacilan los del partido republicano


El año pasado, el senador John «Papa frita» McCain bromeó acerca de bombardear Irán al ritmo de la canción «Barbara Ann» de los Beach Boys. El senador fue duramente criticado por este comentario, pero en respuesta sólo se le ocurrió decirle a la gente que se relajarasen y se buscasen una vida. Pero se ve que aquella broma no le bastó y ayer «bromeó» de nuevo acerca de matar iranís:

Respondiendo a una pregunta acerca de un estudio que muestra el aumento de exportaciones a Irán, sobre todo de cigarros, McCain dijo: «Quizá esa sea la forma de matarlos.» Rápidamente aclaró que lo decía a modo de broma, después de que su mujer le diera un toque a modo de aviso.

Realmente no le encuentro la gracia a las bromas de McCain, de hecho me parece que no bromea lo más mínimo. Creo que estos comentarios pueden hacernos sospechar las pretensiones del candidato a la presidencia. El senador habla de sacar a los soldados de Iraq, pero la pregunta sería, ¿para qué? ¿Para mandarlas a Irán? No lo se. De todas formas, un rato después de leer esto, leo esto otro:

El presidente estadounidense, cuya política medioambiental ha sido fuertemente criticada durante todo su mandato, dejó ayer atónitos a propios y extraños al despedirse de varios de sus colegas del G8, entre ellos Gordon Brown y Nicolas Sarkozy, con un presuntamente jocoso «Adiós de parte del mayor contaminador del planeta» acompañado por una amplia sonrisa.

Esto me lleva plantearme la clase de sentido del humor que tienen en el partido republicano. A mi sinceramente poca gracia me hace.

The Prozac Army


No es nada nuevo, pero no está mal recordar que los soldados norteamericanos van colocados a la batalla. Si en Vietnam el consumo masivo se centraba en drogas como la marihuana, en los tiempos modernos y situados en Irak, lo que ingieren masivamente los soldados son antidepresivos. De esta forma la Prozac Nation ya tiene su Prozac Army; y a seguir matando.

Obama: el candidato demócrata


It's Obama time

Finalmente y tras una campaña de desprestigio, en ocasiones muy sucia, en su contra, Obama ha derrotado a Hillary y será por tanto el candidato demócrata para las próximas elecciones. La noticia ayer recorría el mundo:

Barack Obama ha puesto hoy ayer punto final a cinco meses de intensa batalla entre él y su rival Hillary Clinton, durante los que han votado casi 38 millones de personas en más de 50 Estados. El senador por Illinois ha hecho historia al ganar esta la pasada madrugada (hora española) la nominación demócrata a la Casa Blanca y convertirse en el primer candidato negro con aspiraciones reales de llegar a la presidencia de Estados Unidos. Lo ha logrado después de superar la marca de 2.118 delegados necesarios tras las primarias celebradas en Dakota del Sur y Montana, y gracias al apoyo de los superdelegados. Dana Perino, portavoz de la Casa Blanca, ha felicitado en nombre del presidente George W. Bush al senador Obama por ser «el primer candidato negro de un gran partido», síntoma de «lo mucho que hemos evolucionado».

Sinceramente, me alegro. Me parece que durante estos meses Hillary ha mostrado su peor cara. Clinton, al menos para mi, antepuso sus intereses personales y sus ansias de poder a los del partido. Si el fin es derrotar a los republicanos y provocar cambios positivos que devuelvan cierto bienestar al país, creo que lo importante sería luchar por este fin, más que por quién sea el que lo lleve a cabo. Desde hace meses se pedía a Hillary que se retirase de la carrera, los datos estaban sobre la mesa y era improbable que ella ganase las primarias. Pero la senadora hizo oídos sordos y siguió luchando, ciertamente con el apoyo de mucha gente, pero valiéndose también de la técnica de desgaste de su oponente Barack Obama, y esto no beneficia al partido. Yo considero que Clinton debería haberse retirado hace ya mucho tiempo y debería haberse centrado en apoyar a Obama y no en mermar su imagen.

Ha quedado claro también que Hillary tiene mal perder, de hecho no sabe perder. Al parecer hasta el viernes o el sábado no pondrá fin, públicamente, a su campaña. Incluso se rumorea de que a la senadora le gustaría ser vicepresidenta. Yo creo que habiendo mostrado de lo que es capaz por llegar a la casa blanca, sería como encargar tu seguridad al mismo Judas. Al parecer algunos asesores de Clinton incluso han sugerido que Obama la necesita. Yo personalmente creo que proponerla a ella como vicepresidenta sería alejarse de todo lo que Obama ha estado defendiendo todo este tiempo. Sería alejarse del cambio y dejar que las viejas estructuras vuelvan a la Casa Blanca. Es cierto que siempre quedan residuos, pero por ahora Obama representaba un cambio hacia algo nuevo, gente nueva, y no más de lo mismo, más de lo que ya hemos pasado y vivido. Veremos como termina esto.

Islamofobia: otra estupidez


La kufiya de la disputa

Los pañuelos inspirados en la kufiya palestina están de moda. Se llevan en todo el mundo y lo hacen toda clase de personas. Escandalizarse por un accesorio que se ha puesto de moda parece algo un tanto desmesurado e incluso absurdo. Pero, qué otra cosa se podría esperar de los sectores más ultras de EEUU, cuando éstos parecen empeñados en sorprendernos cada día con alguna tontería nueva.

Así, un anuncio de Dunkin’ Donuts en el que aparece Rachael Ray, causó el terror y pánico entre los blogueros ultras, y todo porque la presentadora lucía un pañuelo inspirado en la ya citada kufiya palestina. Lo más ridículo del asunto es que la empresa, asustada, decidió retirar el anuncio. Parece como si en Dunkin’ Donuts realmente creyesen que alguien puede confundir a Rachael Ray con una simpatizante de terroristas.

Ante esta sinrazón, el periodista israelí Gershom Gorenberg da la mejor respuesta posible a los adictos a la islamofobia que no ven más que terroristas en todo lo que les suene a árabe:

So Pipes, Michelle Malkin, Geller et al should pay attention: The words alcohol, algebra and algorism are all really Arabic. They are proof of a nefarious Islamic plot to destroy Western society. If the words «43% alcohol» appears on your whiskey bottle, it’s proof that Al-Qaeda has taken over Scotland. If your children are told to study algebra, the school has become a madrassa. All computer programs are part of the cyberwar, because they use algorisms. Don’t just be afraid, if you are a true patriot. Be terrified.