Feliz Navidad


Les deseo a todos una feliz Navidad, que disfruten de las fiestas, que coman algo rico y que lo pasen bien.

Anuncios

La regla de los treinta días


En estas fechas de consumo desmesurado la regla de los treinta días puede servir para traer un poco de cordura a la caza del regalo que rellene la caja más grande debajo del árbol de navidad. Mucha gente compra sin pensar en absolutamente nada, no importa la calidad, la utilidad, lo mucho o poco que alguien pueda necesitar determinada cosa, son como las urracas, van a lo que brilla, destella o es gigante. Hay demasiada mierda en el mercado y desgraciadamente nuestro afán de consumir nos lleva a consumirlas.

Por eso la regla de los treinta días es una fantástica idea para todos aquellos que tengan problemas con la compra compulsiva, gran enemiga de la simplicidad. Aunque diría que es aplicable a cualquier persona que vive en este mundo que nos bombardea con mensajes que tratan de encender en nosotros la mecha del consumismo que nos esta estallando en toda la cara. La regla expone lo siguiente: si quieres comprar algo, tienes que escribirlo en la lista de los treinta días, junto con la fecha en la que lo anotas. Si después de treinta días todavía lo quieres, entonces puedes comprarlo. Claro que no se aplica a necesidades básicas como la comida, lo que ayuda a distinguir entre caprichos y bienes.

Muchas veces vemos cosas y las queremos, no reflexionamos, no pensamos, lo compramos y luego pensamos, ¿realmente necesito esta mierda? La regla de los treinta días nos obliga, en cierta manera, a dejar pasar ese momento de incoherencia y nos permite pensar realmente acerca de la necesidad de tener o no ciertas cosas.

Vía | MakeMeMinimal

Para tener unas navidades chulas, comeros una pirula


Me ha hecho mucha gracia el vídeo que han hecho los de El Terrat, la productora de Buenafuente, para felicitarnos la navidad. La monja ya característica del programa es la encargada de hacerlo, y lo hace a su manera como de costumbre.

[tags]Buenafuente, El Terrat, monja, navidad, felicitación[/tags]

Mensajes navideños prefabricados


El fenómeno de los mensajes navideños prefabricados es algo que vengo observando con estupor desde ya algunos años, pero es que con cada año que pasa se convierte en algo más reiterativo, cada vez menos gente se toma la molestia de escribir un mísero mensaje por sí mismo para felicitar a sus amistades y familiares.

Tanto los mensajes del móvil (sms) como los emails, todo son felicitaciones de segunda mano. Puedo entender que las personas con esto de las nuevas tecnologías tengan que felicitar a muchas personas y quizá no quieran escribir un mensaje personalizado a cada una, podría entender que envíen un mismo mensaje a todos o a la mayoría de sus contactos, pero por lo menos podrían escribir ese único mensaje ellos mismos. Y en caso contrario si lo que ocurre es que están cansado de hacer todos los años lo mismo, la misma felicitación en la misma fecha, pues que directamente no lo hagan, pero no reenvíen año tras año los mismos mensajes, es cansino y denota una clara falta de interés.

A mi personalmente me parece bastante lamentable que las personas ya no se tomen ni la molestia en escribir sus propios mensajes de felicitación. Hoy día que en principio puedes ahorrarte un montón de tiempo ya que no tienes por qué escribir con tu puño y letra una carta, meterla en el sobre, ponerle el sello y echarla al buzón, pues ese mismo tiempo ahorrado podrías emplearlo en hacer un mínimo esfuerzo en escribir personalmente unas pocas oraciones para hacerlas llegar a quienes supuestamente son amigos, familiares y conocidos. No dudo en que pueda haber cierto ingenio en algunos de esos mensajes que reenvían, pero es que dejan de tenerlo cuando los recibes una y otra vez.

En el mundo que hemos creado estamos más conectados que nunca, tenemos más formas de comunicarnos y de hacerlo de forma instantánea, pero mientras el mundo se acelera también se hace más impersonal, más carente de sentimientos de verdad, de compromiso, mientras se hace más fácil comunicarse parece que cada día nos comunicamos menos, cada vez nos distanciamos más del resto de las personas, incluso la amistad y los sentimientos son de usar y tirar, y usamos sucedáneos con los que pensamos que supliremos las carencias afectivas demostradas y la falta de interés que prestamos a quienes nos rodean.

En fin, que me gustaría reivindicar desde este humilde blog que por favor, si vamos a felicitar a alguien, por lo menos nos tomemos las molestias de escribir nosotros mismos el email o el mensaje o lo que sea que vayamos a enviar, y si no nos apetece, pues mejor lo dejamos.

[tags]Mensajes, navideños, sms, email[/tags]

Feliz navidad a todos y todas


Feliz Navidad

Pues eso, que les deseo una feliz navidad a todos, que coman algo rico, y que lo disfruten, pero tengan cuidado con el turrón duro no vayan a perder algún diente. Creo que a ninguno nos apetece pasar la noche sin una paleta y con cara de imbécil dolorido.

Por si hay marisco, no se limpien los dedos en la ropa del que tegan al lado, y si hay conejo como han propuesto desde el gobierno espero que no se tengan que pasar la noche apartando los pelos. Especial cuidado también a la hora de engullir como si no hubieran comido en su vida, no se vayan a atragantar y terminen con la cabeza hinchada, roja y pasando un apuro mientras algún familiar les incrusta las puños en la barriga intentando que regurgiten ese trozo de comida que por momentos parece que fuera a poner fin a su vida.

Eviten los típicos temas conflictivos que terminen por generar una discusión a grito pelado entre borrachos, y que terminen pegándose con muslos de pollo, tirándose puré de papas a la cara o con un mejillón metido en uno de los agujeros de la nariz.

Eviten que el típico familiar borracho se acerque demasiado al árbol si no quieren que ocurra una tragedia y pongan a niños y animales de compañía en el balcón o la terraza y cierren la puerta para que tampoco éstos terminen tirando el árbol. Aunque eso sí, antes de ubicarlos allí pónganles ropa de abrigo no tengan que ejercer mañana de enfermeros y enfermeras porque los niños hayan cogido una pulmonía.

Creo que siguiendo estas sencillas reglas deberían pasarlo bien y no debería de haber ningún incidente de mayor gravedad. Y antes de que se me olvide, si comen polvorones tengan agua o algo de beber cerca, el bolo alimenticio que forman los mantecados pueden generar algunos problemas.

Ahora sí que no me queda más que desearles una feliz navidad.

[tags]Navidad, fiestas, cena, familia[/tags]

Ahorro energético en Navidad


Ya está aquí la Navidad, las tiendas están abiertas incluso los domingos, las calles están repletas de gente, paseando y disfrutando del ambiente navideño y las luces decorativas adornan las ciudades y pueblos. Tengo que decir que a mi me gusta, me gusta salir a la calle y que estén ocupadas con gente que pasea, me gustan las luces y el buen ambiente que se genera entre los transeúntes. No hace falta que compres nada, el simple hecho de que esas calles que en otros momentos estarían vacías y tristes, ahora están llenas de vida, creo que eso es con lo que más disfruto en estas fechas.

Pero no olvido el medio ambiente y tampoco que en muchos sentidos la época navideña es un derroche aún superior al que se produce durante el resto del año, por esta razón, y al igual que ya se ha propuesto con los semáforos, yo planteo que las luces navideñas y los adornos luminosos sean renovados y se utilicen adornos hechos con diodos. De esta forma podemos disfrutar de las luces navideñas pero con un consumo mucho menor.

Para hacernos una idea la empresa LED Lighting Fixtures, de Estados Unidos, anunció que ha creado un avance importante en la tecnología LEDs que bajaría dramáticamente los costos de estas lámparas de diodos. La gran ventaja de éstas frente a las tradicionales bombillas de filamento de tugsteno, e incluso frente a las bombillas de bajo consumo, radica en su eficiencia energética: convierte el 90% de la electricidad que consume en luz, frente a las bombillas incandescentes comunes que tan sólo convierten en luz un 10% de la electricidad que consumen.

Lighting Fixtures ha desarrollado unos diodos que consumen menos energía que los comunes, y emite la misma cantidad de luz. Este sería el producto más eficiente del mundo. Usa menos del 9% de la energía que usa una bombilla incandescente, y un 30% menos que una lámpara fluorescente de bajo consumo.

Si esto se implanta en semáforos, alumbrado público, en luces navideñas y también en los hogares y empresas se podría reducir drásticamente el consumo energético, lo que evidentemente tendría un efecto muy favorable para el medio ambiente.

Me gustaría que esto fuera pronto una realidad.

[tags]Navidad, luz, adornos, diodos, LED, energía, electricidad, medio ambiente[/tags]